Gers y Tarn-et-Garonne

Un territorio para gourmets

Armagnac, foie, confit y magret de canard, los vinos de Côtes de Gascogne y de Brulhois, además de un importante patrimonio monumental son la excusa perfecta para escaparnos en cualquier época del año a estos departamentos del sur de Francia.

Una geografía de suaves colinas se abre frente a nuestros ojos mientras circulamos por un amplio entramado de carreteras locales. Viñedos, campos de girasol, frutales y huerta compiten por hacerse un hueco entre las hileras de árboles que enmarcan el paisaje. Masías diseminadas dan a entender que las gentes viven del campo mientras que pequeños pueblos amurallados despuntan en lo alto como señal que, en otras épocas, estas tierras vivieron jornadas turbulentas.

Viñedos en la Domaine du Grand Comté. Al fondo Roquelaure
Viñedos en la Domaine du Grand Comté. Al fondo Roquelaure

Nuestra ruta empieza por el departamento de Gers visitando su capital, Auch. Una escalera monumental nos introduce desde el paseo por donde discurre el río Gers, hasta el casco antiguo. En dos rellanos sucesivos, la estatua de d'Artagnan y una escultura de Jaume Plensa que tapiza el suelo. Enseguida la gran plaza presidida por la catedral. La piedra calcárea desprende una gran luminosidad que no impide apreciar las grandes torres que flanquean la fachada principal, un edificio de transición entre el gótico flamígero y el arte renacentista. A un lado el Comptoir de Tistou, una tienda para empezar a degustar los productos del Gers. Estamos en el centro de un casco histórico plagado de callejuelas donde las casas de colombage compiten con las librerías y boutiques de moda. No hay que marcharse de Auch sin visitar el Museo de las Américas con una increíble colección de arte precolombino.

Centro de Auch con una tienda de degustación de derivados del pato
Centro de Auch con una tienda de degustación de derivados del pato
Escalera de Auch con la estatua de d'Artagnan y la catedral
Escalera de Auch con la estatua de d'Artagnan y la catedral
Centro histórico de Auch
Centro histórico de Auch

Hacia el norte, por la D930 nos dirigiremos a la abadía de Flaran, una joya del arte cisterciense del siglo XII, remodelada hasta el siglo XVIII. Una de las estancias guarda la gran colección de arte cedida por Michael Simonow con esculturas de Dalí y algunas obras de los maestros impresionistas. Estamos en la comarca de La Ténarèze y enseguida llegaremos a Larresingle, un pequeño núcleo medieval fortificado que apenas ha sufrido transformación con el paso del tiempo. En el interior, la oficina de turismo, un restaurante, un par de tiendas, un puesto de helados artesanales y una increíble iglesia románica. Fourcès, muy cerca, nos ofrece una singular plaza porticada con plátanos monumentales en el centro. Ambos pueblos están clasificados entre los más bonitos de Francia.

Nuestra siguiente cita nos lleva hasta La Romieu pasando por Condom. El Camino de Santiago discurre por La Romieu por lo que no resulta extraño cruzarnos con peregrinos cargados con sus mochilas, pero la joya de esta población que conoció poderosos clérigos, es la colegiata de San Pedro declarada Patrimonio de la Humanidad. Subir hasta lo alto de la torre por la escalera de caracol es disfrutar de unas vistas maravillosas. El interior del templo guarda una sorpresa con una sacristía repleta de pinturas de finales del siglo XIII y XIV. Una curiosa leyenda se inscribe en esta localidad que tiene como protagonista a Angèline y los gatos. Para que no se olvide, diversos gatos esculpidos por Maurice Serreau presiden la fachada de algunas casas.

La Romieu. Vista desde el campanario
La Romieu. Vista desde el campanario
Claustro de la colegiata de San Pedro
Claustro de la colegiata de San Pedro
Pinturas de la sacristía
Pinturas de la sacristía

Ahora nos dirigiremos a Lectoure. Elevada en una colina dominando el paisaje, una larga calle principal que los viernes acoge un popular mercado, se convierte en el eje comercial. A un lado el templo gótico de San Gervais y al otro el castillo de los condes de Armagnac. Pegado a él, un antiguo hospital convertido en un gran centro de antigüedades donde se puede encontrar de todo. Cada año, de julio a septiembre, la población acoge Eté Photographique, un festival de fotografía contemporánea que ocupa calles y espacios públicos.

Lectoure. Templo dedicado a san Gervais
Lectoure. Templo dedicado a san Gervais
Capilla del antiguo hospital de Lectoure transformada en mercado de antigüedades
Capilla del antiguo hospital de Lectoure transformada en mercado de antigüedades

La N21 siguiendo el río Gers nos llevará hasta la D953 y D40 para alcanzar Auvillar. Hemos dejado el departamento del Gers para penetrar en el de Tarn-et-Garonne y esta villa bastida nos recibe con su curiosa plaza, en el centro de la cual se levanta un mercado circular cubierto que aún conserva los elementos para la venta de cereales. El Garona rodea Auvillar que fue un importante centro comercial como se puede apreciar en sus dos pequeños museos, el de la Batellerie dedicado a lo que fue el comercio marítimo y el de Historia con muestras de la que fue una importante industria de loza. La iglesia de San Pedro y la poderosa Torre del Reloj son algunas muestras de su esplendoroso pasado.

Río Aveyron a su paso por Auvillar
Río Aveyron a su paso por Auvillar
Antiguo mercado de cereales en Auvillar
Antiguo mercado de cereales en Auvillar

Nos desplazaremos hacia el norte por pequeñas carreteras locales que nos llevarán a descubrir un paisaje amable plagado de frutales. Tar-et-Garonne, con una tierra fértil regada por numerosas corrientes de agua, produce todo tipo de productos de la huerta y manzanas, ciruelas, peras y cerezas entre otras muchas frutas que junto con la uva de Chasselas enriquecen esta región. La D953 nos situará en Lauzerte, otra villa bastida que todavía revela su carácter defensivo con la barbacana desde donde se domina una amplia perspectiva de los valles del Quercy.

Lauzerte se encuentra en el Camino de Santiago
Lauzerte se encuentra en el Camino de Santiago
Alrededores de Lauzerte
Alrededores de Lauzerte
La uva Chasselas goza de un merecido prestigio
La uva Chasselas goza de un merecido prestigio

Tomamos dirección hacia el sur para hacer parada en Moissac y visitar su incomparable abadía de San Pedro. Moissac es un hito importante en el Camino de Santiago y su abadía posee uno de los mejores claustros románicos que se puedan imaginar. El pórtico monumental inspirado en una de las visiones del Apocalipsis de san Juan, ya nos pone sobre la pista. El claustro con 76 capiteles entre historiados y decorativos es de una belleza descomunal. Enfrente de la iglesia, una coqueta plaza con sus tiendas y restaurantes es el lugar para reponer fuerzas.

Moissac
Moissac
Claustro de la abadía de San Pedro en Moissac
Claustro de la abadía de San Pedro en Moissac
El río Tarn a su paso por Montauban, capital del departamento Tarn-et-Garonne
El río Tarn a su paso por Montauban, capital del departamento Tarn-et-Garonne

Por la D927 estamos a un paso de Montauban. La capital de la región levantada en ladrillo rojo se ennoblece con el paso del río Tarn. Su plaza Nationale porticada, es un bullicio de terrazas que acogen todo tipo de público mientras que las calles peatonales de alrededor conforman el centro comercial. Y finalmente, para terminar nuestro recorrido, la D115 nos situará en Bruniquel, un lugar único que se alza sobre una peña rocosa por encima del río Aveyron. En lo alto de este pueblo medieval, dos castillos enfrentados datan del siglo XIII el Viejo y del siglo XV el llamado Nuevo, los dos con modificaciones posteriores. El intrincado interior se visita para apreciar la nobleza de algunas salas y las curiosidades de otras. El paseo por este pueblo que estuvo amurallado, con sus tiendas y restaurantes ocupando bellos edificios, es un agradable colofón para terminar este viaje.

Diversos aspectos del pueblo medieval de Bruniquel, con los castillos que se alzan por encima del Aveyron.

Armagnac, el aguardiente más antiguo

Cuentan que, en unos documentos del Vaticano, hace más de 700 años ya se hablaba del Armagnac. Pero para que este elixir sea una realidad primero hay que producir vino y ahí cada cual tiene su secreto. En el Gers hay tres D.O.: Bas-Armagnac, Armagnac-Tenazère y Haut Armagnac. Se emplean hasta cinco variedades de uva distinta pero la Ugni-Blanc es la que mejor se adapta. Hay que recolectarla cuando aún no ha alcanzado su madurez, para que el grado de alcohol no sea elevado y conserve su acidez. Luego, a destilar con un alambique y paciencia, ya que los vapores que se condensan en el serpentín salen gota a gota. De esta forma tenemos un aguardiente blanco que conserva todas las cualidades de la uva y que luego envejece en barricas de roble entre 6 y 18 años para convertirse en el apreciado Armagnac.

El Domaine du Grand Comté en Roquelaure y el Domaine Arton cerca de Lectoure son dos lugares para degustar y adquirir el Armagnac y el Floc de Gascogne, un aperitivo mezcla de Armagnac joven con vino blanco o tinto. En el primero, la familia Baylac a lo largo de 150 años se han encargado de mantener la tradición, mientras que en Domaine Arton, Patrik y Victoire de Montal se han especializado en un Armagnac de excepcional calidad.

Diferentes clases de armagnan en Domaine du Grand Comté
Diferentes clases de armagnan en Domaine du Grand Comté
Victoire y Patrik propietarios de Domaine Arton
Victoire y Patrik propietarios de Domaine Arton

Texto y fotos: Jordi Bastart

                                                             Guía práctica

Cómo llegar

Desde España estos dos departamentos están muy bien comunicados por autopista. Por la A61 si procedemos de levante y por la A64 si lo hacemos por el lado contrario. El presente itinerario tiene una longitud aproximada de 220 km.

Comer y dormir

En las afueras de Auch, Le Domaine de Baulie es un magnifico lugar rodeado de verde con habitaciones con disposición horizontal y buen diseño, además de un agradable restaurante con propuestas innovadoras. https://ledomainedebaulieu.com

Junto a la abadía de Flaran, la Ferme de Flaran ofrece habitaciones y propuestas de la gastronomía tradicional. Bonito interior y agradable terraza. www.fermedeflaran.com

Creaciones culinarias en Domaine de Baulie
Creaciones culinarias en Domaine de Baulie
Jardines de la Maison d'Aux
Jardines de la Maison d'Aux
Habitación de la Maison d'Aux
Habitación de la Maison d'Aux

Junto a la abadía de La Romieu, la Maison d'Aux es una casa de turismo rural en la que, Martin y Hervé han vertido todo el amor. Sólo dos amplias habitaciones con todos los detalles y un pequeño jardín con piscina incluida que recuerda el romanticismo francés. Glamour a manos llenas. https://lamaisondaux.com

En medio del pueblo de La Romieu, L'Etape d'Angéline ofrece buena gastronomía con muchas dosis de simpatía. También tienen habitaciones https://chambre-hotes-restaurant-la-romieu.fr

En el municipio de Jouenery, cerca de Brassac, el Moulin de Jouenery ofrece amplias habitaciones en un entorno completamente natural. www.moulindejouenery.fr

En Bruniquel, Chez Pigassou es un bonito restaurante en una antigua casa medieval con típica gastronomía regional. www.chezpigassou.com

Cerca de Monclar de Quercy, antiguos toneles de vino convertidos en habitaciones. Il fût une nuit es un alojamiento insólito en medio de la naturaleza. https://ilfutunenuit.fr

Más información

Turismo de Occitania www.turismo-occitanie.es

Turismo de Gers www.vacaciones-gers.com

Turismo Tar-et-Garonne www.tourisme-tarnetgaronne.fr