Primera multa de tráfico de la historia
Y primera muerte por accidente de coche

¿En qué año se impuso la primera multa de tráfico y se produjo la primera muerte por accidente?

La historia del automóvil es ya más que centenaria. Aunque la velocidad a la que se movían los primeros coches a finales del siglo XIX era muy baja, no tardaron en producirse las primeras malas noticias. Corría 1896 cuando llegó la primera multa y el primer fallecimiento relacionado con el automóvil.

Los conductores en aquellos tiempos ya se empezaban a adelantar
Los conductores en aquellos tiempos ya se empezaban a adelantar

Primera multa de tráfico

Aunque resulte sorprendente, la primera sanción al propietario de un vehículo fue por exceso de velocidad. La multa se la llevó el británico Walter Arnold, que circulaba con su vehículo, un Karl Benz, el 28 de enero de 1896 por East Peckham, su pueblo, en el Condado de Kent en Inglaterra, a la velocidad de 8 millas por hora (unos 13 km/h) cuando la velocidad estaba limitada a 2 millas por hora. La verdad es que no sabemos muy bien cómo consiguió el policía saber exactamente la velocidad a la que iba el coche con los medios de esos tiempos, pero así ha pasado a la historia.

Carl Benz con uno de sus coches a finales del siglo XIX
Carl Benz con uno de sus coches a finales del siglo XIX

El caso es que el policía persiguió al vehículo a motor con su bicicleta y obligó a parar al conductor. El agente le impuso una sanción de nada menos que 60 libras (72€).

Hay que aclarar que justo hasta 1896 la incipiente normativa de tráfico indicaba que un vehículo a motor debía ir precedido por un peatón con una bandera roja y la velocidad máxima en poblaciones era de esos 2 mph, aunque en carretera se podían alcanzar las 4 mph. No fue hasta 1903 que variaron las normas y ya se pudo ir hasta 20 millas por hora, y en 1907 ya se aumentó hasta las 30 mph (48 km/h)

Primera muerte provocada por un vehículo

Coincidió el mismo año, 1896, la primera muerte como consecuencia de la acción de un vehículo.

Bridget Briscol, primera persona muerta por accidente de tráfico
Bridget Briscol, primera persona muerta por accidente de tráfico

Era agosto, concretamente el día 17, cuando se produjo la tragedia. Un coche que circulaba a la altura del Crystal Palace, en la capital británica, arrolló a Bridget Briscol, que se encontraba con su hija May. Bridget Briscol, que tenía 45 años, murió a consecuencia de las heridas provocadas por el impacto a 4 mph según declaró el conductor, aunque testigos opinaron que la velocidad era superior.