P.ej. Abrimos todos los días de 9h a 18h.

RUTA DE LAS CURVAS

Moturisme Ara Lleida

RUTA DE LAS CURVAS

RUTA 4. Sort - La Seu d'Urgell - Coll de Nargó - Isona - Tremp - Puente de Montañana - El Pont de Suert - Vall de Boí. 230 km

Durante esta ruta recorreremos una especie de U, descubriendo los rincones más insólitos de la provincia de Lleida. Podemos hacer una rápida lectura de la riqueza moturística de este destino, combinación entre Pirineo y Prepirineo en todos sus sentidos, para disfrutar de un exigente día de conducción en moto.

El Pallars Sobirà es la comarca pirenaica por excelencia y Sort, su capital. Junto con los alrededores, reúne todas las condiciones gastronómicas, de patrimonio y de turismo activo para que cualquier viajero se sienta a gusto. Sobre todo, los practicantes de los deportes de aguas bravas y los amantes de los quesos artesanales, encontrarán aquí su particular paraíso.

Vacas en el Parque Natural del Alt Pirineu
Vacas en el Parque Natural del Alt Pirineu
Alrededor de Sort hay varias queserías artesanales
Alrededor de Sort hay varias queserías artesanales

Con la N-260, el eje pirenaico, enfilaremos ruta hacia La Seu d'Urgell. Nos esperan unos 50 km de curvas y además debemos superar el puerto del Cantó de 1.720 m. La ventaja es que nos acompañará un paisaje de excepción con los frondosos bosques del Parque Natural del Alt Pirineu.

La Seu d'Urgell es la capital de la comarca de l'Alt Urgell. Situada en la encrucijada de los ríos Segre y Valira, presume de tener el mejor ejemplar de catedral románica de Cataluña, el Parque Olímpico donde practicar rafting y piragüismo, y el mercado tradicional que cada martes y sábado ocupa los soportales de la calle Mayor.

Por la N-260 nos dirigiremos hacia el sur hasta Adrall, donde abandonaremos esta carretera para proseguir por la C-14 durante unos 25 km. Una ruta bonita con curvas poco marcadas, pero siguiendo el río Segre antes de desembocar en el pantano de Oliana. Pasaremos por el pueblo de Coll de Nargó, con su iglesia románica de Sant Climent y el Centro Paleoambiental Dinosfera, donde podremos hacer un viaje de 70 millones de años para conocer cómo se reproducían los dinosaurios. Hacia la derecha, seguiremos por la L-511. Una carretera que en unos 40 km de recorrido sube hasta el collado de Bòixols (1.380 m), con unas vistas panorámicas espectaculares, y que sigue alternado subidas y descensos por cientos de curvas, pasando por el collado de la Faidella hasta llegar a Isona.

Calle porticada en Isona
Calle porticada en Isona
Torre de la muralla en Tremp
Torre de la muralla en Tremp

Isona está en una cima, a 660 metros de altitud, al final de una cresta que cae sobre el valle del río de Conques, en un lugar estratégicamente clave para controlar las comunicaciones de la comarca y sus contactos con las comarcas vecinas de La Noguera y L'Alt Urgell. Aquí se puede visitar el Museo de la Conca Dellà para descubrir un territorio que tiempo atrás fue ocupado por la cultura romana y, mucho antes, habitado por los últimos dinosaurios que pisaron la Tierra. Siguiendo 15 km por la C-1412b llegaremos a Tremp, por una carretera bastante recta y atravesando pequeños municipios. En esta localidad, capital del Pallars Jussà, el monumento más admirado es la basílica de Santa María de Valldeflors y las torres de la antigua muralla que rodeaba la población, las cuales se han habilitado para alojar el Epicentre, el centro de visitantes del Geoparque Orígens.

Embalse de Canelles con el Noguera Ribagorçana
Embalse de Canelles con el Noguera Ribagorçana

Entre los pantanos Sant Antoni y Terradets, seguiremos la C-1311 en dirección oeste para conducir por una estrecha carretera que nos lleva a Puente de Montañana (Aragón). Unos 30 km de curvas muy poco transitados y con unas vistas panorámicas, rodeando el Montsec d'Ares por su vertiente septentrional, hasta llegar a la provincia de Huesca. Retomaremos la N-230 girando a la derecha en dirección norte, para atravesar el valle del Noguera Ribagorçana y el pantano de Escales, siguiendo el curso del río en tramos de carretera largos y rápidos, durante unos 35 km hasta llegar a El Pont de Suert.

Esta población de solo 2.300 habitantes es la capital de la Alta Ribagorça. Antaño estuvo muy ligada a las empresas hidroeléctricas para la construcción de los pantanos, por lo que no es de extrañar que veamos colonias de pisos que fueron el hábitat de los trabajadores y chalets que ocuparon los directivos.

Iglesia de Santa Eulalia en Erill la Vall. Vall de Boí
Iglesia de Santa Eulalia en Erill la Vall. Vall de Boí
Barruera y la iglesia dedicada a Sant Feliu
Barruera y la iglesia dedicada a Sant Feliu
Interior del templo de Sant Climent de Taüll
Interior del templo de Sant Climent de Taüll

Para finalizar la ruta nada mejor que adentrarnos en Vall de Boí con la intención de visitar algunos de los nueve templos románicos reconocidos como Patrimonio de la Humanidad. En Erill la Vall se encuentra en Centro de Interpretación del Románico y si enfilamos la carretera L-501 hasta el final, llegaremos a la estación de esquí y montaña de Boí Taüll. Los 2.000 metros de altura nos ofrecen unas magníficas vistas del entorno.